14/3/13

Guerlain Noir G Mascara



Si hay un producto de alta gama que se lleva menos ovaciones frente a su versión de bajo coste es, definitivamente, la máscara de pestañas. Y yo entiendo perfectamente el porqué: los efectos son muy similares en productos que a veces cuestan hasta dos, tres...o muchas veces menos que sus antagonistas. Sin embargo, yo nunca he estado de acuerdo en que no haya diferencia, lo que no quiere decir que sí vea, como dije, que a muchísima gente le parezca inmerecedora de ese aumento de precio. Pero en mi experiencia, las máscaras de pestañas baratas tienden más a aglutinar las pestañas, a soltar pigmento que cae en la ojera, y sobre todo a dejar un acabado pesado, no en el sentido de no aportar volumen, sino más bien en el sentido de que las fórmulas suelen ser más densas frente a fórmulas más ligeras que sin embargo aportan el mismo volumen y que suelen dejar las pestañas, al menos en mi caso, más "elegantes", más bonitas, más sueltas. Y donde destacan sin lugar a dudas los productos más caros es en la aplicación de varias capas. Como siempre estoy segura de que en ambos espectros hay productos buenísimos y viceversa pero al menos esa ha sido mi experiencia tras probar una buena miríada de máscaras ya que es un producto con el que caigo fácilmente y que hay que renovar cada pocos meses. Este producto en concreto fue un regalo y yo jamás lo habría comprado simplemente porque ni conocía su existencia, ¿cuál es mi experiencia tras varios meses de uso?

¿De qué se trata?

Obviamente estamos ante una máscara de pestañas, en este caso, frente a la máscara Noir G de la marca Guerlain, con una caducidad de 6 meses, lo usual en este tipo de productos; contiene 6.5 g y una intensa fragancia floral y empolvada, típica de la marca que permanece ligeramente al principio y luego se desvanece. Frente a los reclamos publicitarios normales (intensidad en el pigmento, volumen, definición...) lo que caracteriza a esta máscara de pestañas son dos cosas, que, sinceramente, son entre mediana y totalmente inútiles: un "packaging  joya" y un espejo.  ¿Un espejo en una máscara de pestañas? Sí, un espejo. Lo de la "joya" viene de que la presentación desde luego es especial pero a la vez poco funcional: un armatoste pesado y frío de metal negro con una forma que recuerda ligeramente a...¿una nave especial? Vamos, una presentación llamativa, sí, que justifica en gran parte su precio. Además de esto tiene la particularidad de que, en virtud de que el packaging es tan "selecto" (lo cual digo, inevitablemente, con cierta ironía) nos encontramos ante una máscara de pestañas "recargable", es decir, conservas el armatoste espacial y vas cambiando lo que es en sí el producto realmente. Algo que, cuando hablamos de marcas caras como es el caso de Guerlain atrae al bolsillo ya que si bien el recambio no es precisamente barato, eleva el valor del packaging a la par que hace al producto medianamente accesible a largo plazo. 

Como queda claro, creo, lo cierto es que a pesar de su posibles bondades estéticas estas supuestas funcionalidades me resultan o bien indiferentes o, y aquí está la crítica, disfuncionales, inoperantes. Empezando por el gran peso que tiene el producto (concretamente nuestra pequeña máscara galáctica pesa 95 g frente a los 18 g de la clásica Colossal de Maybelline y los 25 g de la TurboLash de Estèe Lauder, por ejemplo, que pesa más de lo normal por la pila que lleva en la tapa) que, si bien no da para ejercitar los bíceps, llama la atención frente a otras máscaras de la competencia, lo mismo aplica para el tubo como tal que como para el cabezal, con una "asa" o agarre demasiado pesado para la masa pequeña del gubillón; además, el packaging es disfuncional en otro sentido y es que el espejo es una especie de "veleta" que se abre sí o sí cuando usas la máscara lo cual hace que coger el armatoste en la mano sea menos cómodo de lo podría ser. Por último uno se puede preguntar qué función tiene un espejo es una máscara de pestañas, lo cierto es que en situaciones hipotéticas e improbables la tiene, en mi vida diaria no la llevo a ningún lado ni lo uso para nada. Lo veo más útil en el caso del armatoste-hermano (prácticamente igual) de los Rouge G, por ejemplo.

El espejo en cualquier caso tiene una calidad aceptable y en cuanto a estética, lo cierto es que el producto, al menos para mi gusto, es atractivo. Es elegante, brillante, negro, a pesar de aparatoso de líneas simples y no nos engañemos, pone un claro y elegante "Guerlain" en la tapa lo cual sube el caché a pesar de ser, siendo simplistas, una mera conjunción de grafías que en teoría aseguran una calidad y sobre todo...un estatus. La cuestión del estatus es discutible en gran medida, pero el tema del blog, a priori  (y no necesariamente a posteriori, la sección de comentarios es, prentendo que sea, libre; lo que equivale a espacio de responsabilidad, por lo demás) , es otro: ¿qué podemos decir de la calidad?



Pigmentación&Textura

¿Pigmentación? Negro, negrísimo. Y por ello, textura seca, aunque no sequísima. Las máscaras con mayor cantidad de pigmento suelen ser máscaras algo más secas, lo cual en mi opinión es un punto a favor siempre y cuando no suponga trocitos de máscara en la ojera pasado algún tiempo. En este caso el producto cumple con mis expectativas ya que es negro intenso, más seco que húmedo y fijo, muy fijo.

No es la fórmula, por ello, más ligera que haya probado; en ese sentido está lejos de mi adorada Diorshow Extase , pero también está lejos aunque más cerca de una textura como la de la máscara de pestañas Colossal de Maybelline, y la distancia es la distancia que va entre las pestañas más gruesas y no aglutinadas, pero menos definidas que provee esta última y las más sueltas y definidas que deja la máscara de Guerlain. Pero en cambio comparte con ella el aspecto "mate" y algo rígido que deja en las pestañas, lo que contribuye a la intensidad del negro, claro, pero que quizá puede no gustar en tanto que peca de poco natural.

La fórmula al principio es lo suficiente líquida o más bien cremosa para mancharnos si no tenemos cuidado, no tarda excesivamente pero hay que dejar que se asiente; se seca fija, muy fija, tan fija que si tiene algún problema, es desmaquillarla (y seguir añadiendo volumen cuando está seca, al menos da tiempo suficiente a trabajarla, ya que al ser cremosa más que líquida permite acumular producto aunque no esté fijada del todo). No es imposible, yo siempre para desmaquillarme uso algún aceite desmaquillante (ahora mismo, el de Delipús) y se quita pero exige además de más cuidado al inicio para no arrancar alguna pestaña, más tiempo de frotar con infinita calma hasta sentir que al menos la mayoría del producto se ha disuelto. A pesar de todo y de que insisto con inquina para quitar el producto, más de una vez me he encontrado el algodón que utilizo con agua micelar por las mañanas para limpiarme la cara manchado ligeramente de negro. Lo de meterme a la ducha sin recurrir a un desmaquillante específico sino al gel y al vapor y el chorro constante de agua no sirve: la no tan poco frecuente sombra con que se sale de la ducha en la ojera no se va hasta que no te desmaquillas bien con algo aceitoso, a raíz de eso he tenido muchos episodios heréticos por pro-arrugas de restregar la zona sin éxito, el negro siempre siguió allí y el agua micelar ayuda pero no es la solución definitiva. ¿Un punto débil? Depende. Si necesitas que dure muchas horas, es estupendo, ya que la dificultad para retirarla queda "justificada". En mi caso ha aguantado de todo, desde lluvia, lágrimas (el agua siempre con un límite claro, el llanto o chaparrón del siglo creo que no lo aguanta nada en condiciones), jornadas que empiezan en la madrugada y acaban en la madrugada,...para mí sí es un punto negativo, he probado otras máscaras quizá no tan resistentes pero sí suficientemente resistentes para mi nivel de exigencia y que se retiran con mucha más facilidad.


Mi experiencia

La realidad es que soy una mala persona para evaluar máscaras de pestañas ya que mis pestañas no son ni excesivamente rubias, ni tiesas, ni cortas, ni poco abundantes; lo que no están es rizadas naturalmente pero con un rizador se resuelve muy rápidamente. Aunque tampoco sean unas pestañas muy excepcionales, no necesitan en general de nada específico, cualquier máscara de pestañas por mediocre que sea (de las peores que he probado están las de Essence, por ejemplo) me dejan resultados aceptables, aunque no excelentes, pero sí suficientes. Lo que noto de producto a producto normalmente es o un poco más de volumen en la base, normalmente debido al color e intensidad del pigmento; y sobre todo, la textura. Aún así a mí me gustan las pestañas negras, intensas, largas y frondosas; creo que lo que más viste del maquillaje "natural" son unas buenas cejas y unas pestañas que enmarquen y destaquen la mirada, lo demás es añadir algo de color y luz a la cara y unificar el tono. Y en eso esta máscara de pestañas destaca: pestañas muy negras, mucho volumen y longitud y una duración de incluso más de una jornada sin mucho problema. Su efecto no es natural sino intenso y bastante obvio, pero si os gusta el efecto, entonces es una máscara de pestañas en mi opinión bastante buena, se trabaja bien y permite construir mucho volumen sin perder por ello definición. Yo no la uso siempre, depende del efecto que quiera conseguir uso un producto u otro, pero es mi elección siempre que quiero pestañas muy notorias. Para ahumados y looks más intensos es totalmente imprescindible.


El punto negativo como comentamos es el desmaquillado, mis ojos son muy sensibles, hay días que me paso el día lagrimeando o que incluso se me hinchan tanto los ojos que me molesta incluso la luz, simplemente por cosas como que me dé algo de viento o por ejemplo tenga la mala suerte de que me llega el humo de un cigarrillo a la cara o que sé esté quemando incienso cerca (esto me pone a llorar a moco tendido), etc. En mi caso es importante que el desmaquillado sea cuidadoso y sin frotar, de lo contrario me puedo pasar la noche con los ojos bastante irritados entre el producto de desmaquillado y la fricción y este producto lo dificulta un poco. Usando aceite desmaquillante y frotando con cuidado puedo usarla pero si no estáis acostumbradas a usar un desmaquillante capaz de arrastrar fórmulas waterproof o no queréis usar texturas oleosas/untuosas en los ojos no la recomiendo, con agua micelar no se va ni a tiros y sin aceite mediante es difícil retirar del todo el pigmento. Con los ojos sensibles además las fragancias fuertes son un problema y los productos de Guerlain si por algo se caracterizan es por las fragancias siempre intensas, y esta no es una excepción. Diría que a veces me irrita un poco los ojos al usarla, no es grave y no pasa casi nunca pero sí me ha pasado que se me irritasen los ojos tras usarla (ojos rojos, lagrimeo, picor, etc.)

La máscara de pestañas es uno de esos productos que depende de cómo sean nuestras pestañas para funcionar, a veces es difícil acertar. Especialmente, no sé cómo iría en pestañas más que cortas, rectas, entiendo que lo mejor en esos casos son fórmulas más bien ligeras que no añadan mucho peso pero que logren aportar definición, longitud y volumen. No es una máscara pesada pero tampoco es muy ligera, comparada con otras que por ello quizá no dejan un acabado tan intenso.  Al respecto al menos puedo decir que una de mis bloggers favoritas, asiática (las asiáticas suelen tener las pestañas más bien rectas, de ahí que considere que son un buen ejemplo de pestañas finas y rectas), Messy Wands, encuentra que le va más que estupendamente. En cambio, otra asiática, The RAEviewer se queja justamente de que le aporta demasiado peso a sus pestañas finas.

No molesta ni se siente a lo largo del día, es decir, claramente es una fórmula que si la acumulas en capas, aporta un peso que notas al ponértela, pero no la notas a lo largo del día...a no ser que como yo llevéis gafas, al menos a mí de vez en cuando me chocan las pestañas y como quedan algo rígidas al secarse, me acuerdo de que el producto está ahí :)

El gubillón es bastante simple y manejable, personalmente prefiero este tipo de gubillones antes que otros grandes siempre y cuando sean efectivos, como es el caso: recoge con facilidad todas las pestañas si trabajamos bien los movimientos ya que se afina ligeramente en la punta, al ser pequeño es fácil usarlo para las pestañas exteriores, pero, contando con que soy bastante torpe, me mancho con mucha facilidad, algo que me ha pasado con más de una máscara de pestañas pero bueno, esta es una de ellas, me mancho al girar el gubillón en la base. Uno de los problemas que tiene es que sale cargada de producto en la punta y hay que retirar el exceso, con el tiempo pasa menos, pero al principio para mí al menos era necesario retirar el exceso porque si no me manchaba fácilmente o se acumulaba mucho en una zona. El producto no noto que se haya secado/cambiado de consistencia excesivamente con el tiempo (llevo usándola unos cuatro meses), y no parece que se vaya a secar para cuando alcance los seis meses y caduque.




Sin maquillaje (luz solar en todas las fotos)


Una capa - Sin maquillaje


Dos capas  -  Sin maquillaje



Dos capas (se ve algo diferente porque el ángulo es ligeramente superior) - Sin maquillaje pero rizadas


Dos capas sin rizar - Dos capas tras rizado


Desde arriba, como se ve es fácil crear una buena intensidad de color en la base de la pestaña a la par que alarga; por ello aporta volumen y longitud.


La mancha que se ve, aunque poco estética, decidí dejarla porque tras probar en el otro ojo, siendo patosa como soy acabé por aplastar un poco las pestañas con el bastoncillo al querer limpiar la manchita (algo que me pasa siempre, ¿y a vosotras?); así que en este ojo preferí no quitar la mancha para poder mostrar el efecto desde cerca del acabado sin ningún cambio posterior accidental: como veis, aunque aporta mucho volumen, cuando miramos de cerca las pestañas quedan bien separadas incluso en la base y no se aglutinan entre ellas excesivamente.

Conclusión: una fórmula que dura mucho, muy negra, que alarga y da volumen, pero que queda algo mate y por ello nada natural (para mi gusto, algo positivo) y que es muy difícil de desmaquillar; una fragancia demasiado fuerte en un producto para los ojos, algo siempre criticable; un envase poco práctico, disfuncional y un buen resultado a un precio elevado, ¿compraré las recargas? La verdad es que no lo sé, como máscara de pestañas es una de mis favoritas, el resultado es bueno aunque tiene varios puntos negativos, pero entre la fragancia, el precio y la dificultad de desmaquillado unido a mis ojos algo sensibles, logran que me incline más a seguir probando productos, quizá a corto plazo cuando la acabe la eche de menos, veremos :)

Precio y dónde comprar: Podéis comprar Guerlain en los puntos de venta autorizados (que incluyen una variedad de perfumerías, espacios El Corte Inglés, etc.), que podéis consultar aquí. En cuanto al precio no sé deciros cuánto costó ya que, aparte de un regalo, fue comprada en un duty free; a modo de guía, puedo deciros en cambio que en El Cortes Inglés la máscara en su conjunto cuesta 42,67€  y la recarga, 23,12€. En perfumerías Primor, en cambio, siempre más barato, cuesta en su conjunto 36,86€ y la recarga, 19,95€.

¿Habéis tenido resultados diferentes con máscaras de pestañas de baja, media y alta gama; o pensáis que es un producto en el que el precio no marca una diferencia relevante?

4 comentarios:

  1. Me encantan las fotos que haces, qué cámara utilizas. Es que son fantásticas (es cierto que además hay que ser una buena fotógrafa, pero es que no entiendo de cámaras y me encantaría que me recomendases una...)
    Hablando de la máscara, yo tengo los ojos sensibles y creo que no me sentaría bien, además no me gustan las máscaras que cuesta desmaquillar...
    Muchas gracias por al review! Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uso una Canon 1000D, pero la tengo desde hace un lustro y es una cámara vieja ya pero creo que es muy buena, es una réflex de iniciación, es bastante básica pero es intuitiva y para aprender va muy bien, todos estos años después noto que en ciertas condiciones de luz me limita un poco pero en general estoy contenta con ella. De todas maneras a no ser que tengas un interés por la fotografía como tal y quieras estudiar y dedicarle tiempo, creo que no vale la pena gastar el dinero en una réflex, hoy en día hay compactas avanzadas y también tienes las bridge, que son una mezcla entre réflex y compacta y algo más baratas y finalmente las cámaras sin espejo. Antes había una brecha muy grande entre compactas y DSLR, hoy en día hay muchas opciones en el mercado y si no quieres dedicar dinero a objetivos y tiempo a estudiar fotografía yo buscaría más en esas líneas, compacta avanzada/bridge, dependiendo de lo que quieras hacer con la cámara. No te sé recomendar un modelo en concreto porque no estoy al día de cómo va el mercado y más en esos sectores, pero si buscas en la red hay mucha info, si no son muy distintos al modelo de mercado de las DSLR, identificas fácilmente a los dos competidores básicos y de ahí ya es empezar a investigar.

      Saludos

      Eliminar
    2. Eres una experta. Da gusto leerte siempre! Tengo que echar un vistazo a las que me has dicho. Muchas gracias!! :)

      Eliminar
  2. Enhorabuena, por tu blog! Me encanta, es fantástico, te felicito por tu estupenda, cuidada y ampliamente documentada redacción!
    Te acabo de descubrir, pero estoy poniéndome al fía con tus comentarios y te pienso seguir.

    Al leer esta entrada sobre máscaras de pestañas y tu dificultad para desmaquillarlas quizás te pueda ayudar un truco que leí sobre como se desmaquillar las pestañas las japonesas, que yo he probado he incorporado a mi rutina de limpieza, consiste en empapar un bastoncillo en Desmaquillador de ojos, preferiblemente oleoso, y pasarlo por la pestaña de manera que esta se empapa, dejas unos segundos que la máscara se ablande y después lo retiras con un algodón empapado en Desmaquillador, verás como cuesta mecho menos retirarlo y al hacerlo con un bastón citó evitas que entre producto en el ojo y posibles irritaciones. Un abrazo
    Marta

    ResponderEliminar

¡Hola! Gracias por llegar hasta aquí y por aportar a este pequeño blog con tu comentario. Si tienes cualquier duda déjala donde sea, sea donde sea que esté la leeré ;) ¡Comparte y disfruta!